La Fundación para la Investigación en Etología y Biodiversidad (FIEB) lleva a cabo desde 2015 el proyecto de cría en cautividad del visón europeo, una especie que se encuentra actualmente “en peligro crítico” según la IUCN, categoría más próxima a la extinción. En los últimos 3 años se ha conseguido sacar adelante una media de 19 cachorros de visón europeo cada temporada, lo que trae algo de esperanza para la especie.

Este año 2021 estuvo marcado en su inicio por el temporal Filomena, que afectó a más de la mitad de las instalaciones del centro, destrozando muros y hundiendo techos. El equipo tuvo que reubicar 18 ejemplares en otras instalaciones provisionales y reparar y renaturalizar 8 instalaciones de la Fase 2 ante la inminente temporada de cría, dejando el resto de obras para el otoño.

En marzo dio comienzo la época de reproducción cuando las primeras hembras entraron en celo. A lo largo de esta temporada se han realizado 21 cruces utilizando 2 machos salvajes y 7 ejemplares nacidos en el centro en años anteriores. Finalmente todos los cruces exitosos fueron realizados por Sancho y Llorente, ambos machos salvajes. A pesar de que ninguno de los 7 machos nacidos en cautividad acabó reproduciéndose exitosamente cabe destacar que sólo uno de ellos mostró pasividad hacia la hembra y que éste solo pudo testarse con una pareja. El resto de ejemplares mostraron un comportamiento de persecución adecuado, lo cual es otra noticia muy esperanzadora.

Finalmente, las camadas nacidas este año han sido un total de 6 que han dado lugar a 17 nuevos ejemplares, 10 hembras y 7 machos. La primera hembra en dar a luz fue Pinilla, seguida de Puebla, ambas nacidas en las instalaciones de FIEB en 2020, que tuvieron 3 y 4 cachorros respectivamente. Posteriormente, Oncala tuvo 2 crías, al igual que Polika, otra hembra de la temporada anterior. Casi un mes más tarde dieron a luz Okamika y Pineda, fruto de emparejamientos durante su segundo celo tuvieron 2 y 4 crías respectivamente. Por último, Oja, tras considerarse gestante al observarla copulando con Sancho, fue trasladada al Parque de Salburua (Vitoria) con el fin de que diera a luz allí. La fecha prevista de parto era el 27 de mayo, sin embargo, en el primer chequeo, 15 días después de esa fecha no se observó  ninguna cría. Esta misma hembra fue también cubierta por un macho durante la temporada 2020 y a pesar de mostrar comportamiento preparto y postparto en las fechas esperadas, tampoco se encontraron crías en el chequeo. La hembra fue devuelta a las instalaciones de FIEB donde se realizará un estudio exhaustivo de su próxima gestación en la temporada de cría 2022.

El visón europeo es actualmente uno de los mamíferos más amenazados de Europa. Con menos de 500 individuos en España, es fundamental trabajar en la cría en cautividad de esta especie para frenar su desaparición y conseguir que vuelva a poblar los ríos y humedales del norte de nuestro país.

El proyecto de cría en cautividad del visón europeo en FIEB sigue adelante con el apoyo de la Fundación Biodiversidad y del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico.


0 commentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *